Cichlid Room Companion

Artículos

Tropheus: La Experiencia de una Aficionada

Por , 1997. printer
Publicado
Teale Miller, 2002

Traductor: Manuel Zapater Galve (15-ene.-2000)

Clasificación: Mantenimiento en cautiverio, Lago Tanganyika.

" Una fascinante y sencilla guía acuarística para mantener y reproducir exitosamente los populares pero sin embargo retadores cíclidos Tropheus del lago Tanganyika "

La primera vez que vi esas caras redondeadas supe que tenía que mantener Tropheus. Conseguí mi primer grupo unos cuatro meses después de empezar con los peces y los puse en su propio acuario, de 175 l (45 galones). Tenía dos Tropheus sp. negros "Bulu Point" y dos Tropheus sp. negros "Kaiser II". Los alimentaba con guisantes y escamas de espirulina de WardleyTM. Crecieron. Llego un momento en que ya no podían seguir estando solos en el acuario, por lo que los moví junto a un grupo de juveniles de cíclidos del lago Malawi. Durante unos cuantos meses más siguieron muy bien, entonces tuve mi primera pérdida por hinchazón, y poco después la segunda. Perdí uno de cada tipo. Estando todavía poquísimo preparada para el cuidado de los Tropheus, atribuí mis pérdidas a las condiciones del acuario y a la alimentación. Todavía hoy tengo los dos restantes, Chili, un macho Bulu Point y Daisy, una hembra Kaiser II. Tienen justo un poco más de tres años mientras escribo esto.

Tropheus brichardi 'Kipili-Uwilie' Tropheus brichardi 'Kipili-Uwilie' Tropheus brichardi 'Kipili-Uwilie'

Tropheus brichardi 'Kipili-Uwilie'. Fotos por Jessica Miller.

Decidí tomarme un paréntesis y experimenté con otras variedades de cíclidos africanos, pero pronto volví a ellos. Compré un grupo de diez Tropheus duboisi. Los puse en un acuario de 214 l (55 galones) con otros peces de similar tamaño: Labidochromis caeruleus, unos pocos Aulonacara y un grupo de Pseudotropheus demasoni. Durante un mes todo fue estupendamente. Los alimenté con las escamas de espirulina de Wardley e hice cambios semanales de agua.

Como estaban empezando a crecer demasiado, cambié el acuario de 214 l (55 galones) por otro de 389 l (100 galones) y añadí un grupo de ocho Tropheus moori "Kalambo". Al día siguiente uno de los T. duboisi más jóvenes se encontraba mal. Estaba quedándose atrás y no comía. ¡Hinchazón! Usé Metronidazol acompañándolo de cambios diarios de agua, aún así lo perdí al poco tiempo. En los días siguientes perdí otro T. duboisi y dos Kalambo. La situación se veía empeorada por el hecho de que los Kalambo habían sobrevivido a un largo viaje desde el proveedor y no se encontraban demasiado bien al llegar. Este cambio de situación era descorazonador, pero como había leído tanto las historias de horror como las de éxito, decidí que era el momento de cambiar la forma de hacer las cosas.

Siempre había usado CloutTM anteriormente para tratar la hinchazón, pero me habían dicho que el Metronidazol era mucho más fiable. Según mi experiencia, esto no es así. Retiré el carbón del filtro y volví a montar el acuario utilizando CloutTM, continuando este tratamiento junto a cambios de agua diarios del 40% hasta que empezaron a dar señales de sentirse mejor. Los Kalambo restantes mejoraron apreciablemente y ¡no perdí más peces! Todavía paranoica, los vigilaba escrupulosamente cada mañana y tarde (un ritual que aún mantengo) buscando cualquier signo de estrés. Parecían sanos y contentos. Cambié la forma como los alimentaba, lo que me ha dado muy buenos resultados desde entonces. Recordaba haber leído que debido a la forma como comen los Tropheus, en cada bocado ingieren cantidades muy pequeñas de comida y que si se les presentaba la elección, tomarán los trozos más pequeños en el acuario. Parecía lógico que a menor tamaño más rápido se digirieran las partículas. Así que empecé a triturar las escamas convirtiéndolas en polvo y añadí vitaminas y agua para hacer una pasta poco densa. Esto resulta en un método un tanto sucio, pero muy apreciado de alimentación. Apago las bombas del filtro y se introducen en la nube de alimento con verdadero entusiasmo de Tropheus. También empecé a darles lechuga romana. Yo solía ser casi neurótica acerca de alimentar a los peces con lechuga y por ello dejé de hacerlo durante un tiempo. Empecé a ponerles lechuga de nuevo, poniéndoles una hoja grande como desayuno por la mañana, que siempre se había acabado cuando llegaba la hora de darles las escamas.

Hice todas las investigaciones posibles sobre la hinchazón como pude, aún hoy pregunto a los que tienen Tropheus acerca de sus éxitos y fracasos, forma de alimentación, etc, más por interés que por el hecho de encontrar respuestas definitivas. De acuerdo con mis experiencias, no hay respuestas seguras, y como alguien muy sabio dijo una vez: "Tan pronto como digas nunca, alguien te demostrará que no es cierto".

Tropheus moorii 'lupota' Tropheus moorii 'lupota' Tropheus moorii 'lupota'

Tropheus moorii "lupota". Fotos por Jessica Miller.

Así pasaban los meses y mis amados Tropheus crecían y crecían y yo cambiaba las cosas para adaptarlas a su estilo de vida. He añadido periódicamente sal desiodizada a las peceras, más por curiosidad que por otra cosa, y porque parece que les gusta, pero nunca he percibido ninguna evidencia real de que sea útil. Todavía la uso en la mayoría de los acuarios, excepto en aquellos en que tengo plantas, por falta de costumbre, supongo. Ad Konings advierte a los acuariófilos contra el excesivo uso de sal de mesa para intentar emular las condiciones naturales del lago, ya que puede contribuir a la hinchazón.

Si los Tropheus pudieran hablar, una de las cosas que probablemente nos dirían (tan elocuentemente expresado por Garth Algar en Wayne's World) es que "nos da miedo el cambio". Los cambios son causa de estrés y el estrés puede causar hinchazón. No estoy diciendo que el estrés sea la única causa, ni la falta de él la solución, pero pienso que es un factor que contribuye a ello. El estrés puede aparecer por un cambio en la comida, calidad del agua, compañeros de acuario, cambio de lugar, etc. He observado que cuando se añade un nuevo grupo de peces o se realiza algún cambio importante en el acuario, ayuda enormemente que se cubra el acuario y se deje completamente a oscuras durante al menos 24 horas. Durante este periodo sigo vigilándolos, ya que como he dicho, soy un poco paranóica y tengo horribles visiones de peleas o de que las bombas se paren o cosas de este estilo. Siempre he usado este método cuando he añadido un nuevo grupo y cuando al fin se despiertan parece que hubieran estado viviendo juntos toda la vida.

Secuencia de cría de Tropheus moorii kalambo
Tropheus brichardi 'Kipili-Uwilie' Tropheus brichardi 'Kipili-Uwilie' Tropheus brichardi 'Kipili-Uwilie'
Tropheus brichardi 'Kipili-Uwilie' Tropheus brichardi 'Kipili-Uwilie' Tropheus brichardi 'Kipili-Uwilie'

Secuencia de cría de Tropheus moorii "Kalambo" Fotos por Jessica Miller.

En el tema de la alimentación, hay tantas opiniones como especies de Tropheus y nadie parece estar completamente de acuerdo, a parte de que requieren gran cantidades de vegetales en su dieta y la fuente más fácil de adquirir son escamas de espirulina de buena calidad. He conseguido muy buenos resultados criando alevines en un acuario con algas y un filtro de esponja maduro. Están todo el día mordisqueando, a pesar de lo cual comen con avidez y crecen muy rápidamente. Los grupos están en acuarios diferentes, con diferente montaje, algunos con mejores resultados que otros. Los dos que mejor parecen funcionar son uno de 214 l (55 galones) que produce continuamente algas, este acuario esta filtrado por una gran esponja activada por una bomba sumergible, un filtro PenguinTM 160 y 14 Tropheus sp. black "kaiser II". Hay una fina capa de arena como sustrato y muchas rocas. El otro que no me ha dado ningún problema es otro acuario de 214 l (214 l), filtrado con un filtro de placa (o plataforma) con dos bombas sumergibles y arena de coral como sustrato. Este da cabida a diez Tropheus moori "Lupota" y ocho T. sp. black "Kaiser II".

Este acuario es mi primer intento de mantener plantas naturales y de momento la suerte me sonríe, ¡están creciendo! Tengo helecho de Java, Vallisneria spiralis, espada del amazonas (Echinodorus sp.) y una planta misteriosa. Tenía lenteja de agua, lo que era divertido, hasta que fue consumida por mis pequeños monstruos. Sé que intentar tener plantas con Tropheus puede ser un poco contradictorio, pero he tenido bastante suerte desde que los alimento diariamente con lechuga romana. Parecen preferirla mucho antes que a las plantas y dejan tranquilas a estas últimas. Las plantas naturales parecen tener algún efecto sobre el agua, que beneficia a los peces y éstos parecen aguantar mucho más tiempo sin necesitar un cambio de agua. Quizás es debido a los requerimientos de las plantas, o a la filtración, pero sea lo que sea, funciona bien y reduce mucho el mantenimiento. El último de mis acuarios infectado de Tropheus es uno de 389 l (389 l) filtrado por dos AquaClearTM 500 y dos esponjas activadas por bombas sumergidas. Este es un acuario comunitario, en el que hay un grupo de Tropheus duboisi, un grupo de Tropheus moori "Red Chimba", un grupo de Tropheus moori "Kalambo", un gran grupo de Labidochromis caeruleus, algunos Aulonacara mezclados, Pseudotropheus demasoni y algunos peces gato del género Synodontis. Los Kalambo serán pronto trasladados a otro acuario con un grupo de Tropheus brichardi "Kipili-Uwilie".

Como acondicionadores del agua utilizo SeaChem Tanganykan Buffer TM, media cucharada por cada cubo de 1`5 l (cuatro galones), 1 cucharada de sal mineral y una pizca de Kent Marine African Cichlid Trace ElementsTM. Cambio un 40 a 50 % del agua una vez por semana e intento mantener la temperatura alrededor de 76-78°F (24-26° C), aunque últimamente debido al tiempo más cálido que hace están alrededor de los 80F (27°C). Los alimento dos veces al día, pero no me ciño a un horario demasiado estricto para las comidas ni para las luces, especialmente los fines de semana. Depende más de cuando me levanto o cuando llego a casa, normalmente trato de dejar un día de ayuno a la semana para poder divertirme al ver sus caras al día siguiente con una expresión de "¡Me estoy muriendo de hambre!". Más en serio, muchos acuariófilos recomiendan dejar sin comer a los peces un día por semana.

A menudo la gente asocia las dificultades del mantenimiento de los Tropheus con su reproducción. Si se consiguen unas condiciones adecuadas de agua y dieta, desovan a menudo. Según mi experiencia, una hembra joven necesita unas cuantas pruebas antes de conseguir mantener una incubación correctamente. Cuando llegan a un tamaño de 6.25 cm (2.5 pulgadas) es cuando empiezan a reproducirse, lo que sucede aproximadamente al año de edad. Mientras escribo esto tengo a tres hembras jóvenes de Tropheus duboisi incubando, esperando que por fin hayan aceptado la maternidad como algo inevitable. Normalmente después del cuarto o quinto intento parecen entenderlo bien. También me he dado cuenta de que los machos jóvenes a veces se dejan llevar por la pasión y en mitad de un desove se alejan para perseguir a un rival, para encontrarse únicamente un nido vacío cuando regresan. Esto mejora con la edad, aunque como cualquier ciclidófilo sabe, mantener el lugar de desove fuera del alcance de los extraños es sólo parte del trabajo.

Con respecto a los cuidados de los alevines, normalmente dejo que la naturaleza siga su curso. Muchos aficionados y criadores extraen los huevos después de unos pocos días de la puesta para conseguir el mayor número de nacimientos y evitar el riesgo de que la hembra pueda tragarse o escupir los huevos. Yo espero unas pocas semanas (a no ser que la hembra esté siendo molestada demasiado), después saco a la hembra y la dejo en una pecera para ella sola. Las hembras de los Tropheus son muy protectoras con sus alevines y los recogen en su boca a la mínima señal de peligro, incluso hasta que estos son tan grandes que sólo uno cabe dentro. Una vez que los alevines parecen los suficientemente independientes y la hembra ya no los recoge tan rápidamente, vuelvo a pasar la hembra a su acuario original. Aquí es cuando utilizo el truco de tapar el acuario y apagar las luces. No he tenido ningún problema reintroduciendo a las hembras de esta manera y es bonito tenerla junto a sus alevines y ver como interactuan al inicio de sus minúsculas vidas.

Un amigo cercano deja que las hembras liberen a sus alevines en el acuario principal y ha tenido muy buenos resultados desde el principio. He oído de otros que también lo hacen y pretendo intentarlo con uno de mis grupos. De este modo, cada mes se pueden "cosechar" las crías. Esto funciona mejor si se tiene un acuario monoespecífico o quieras dejar a las crías que crezcan lo suficiente como para poder distinguir las variedades. Una cosa que funciona bien es un clasificador de oficina con separadores en sus cuatro lados, puesto de tal manera que sólo los alevines puedan entrar debido a su pequeño tamaño.

Los Tropheus son unos peces divertidos y muy activos. Nunca habrá un momento en que en tu acuario esté en calma. Esto, como podrás imaginar, hace muy difícil fotografiarlos en el acuario, pero son muy bonitos de ver. Son peces muy sociables, comportándose mejor en grupos de seis o más. Pueden ser también bastante agresivos y territoriales, por lo que mantenerlos en grupos lo más grande posibles es una buena idea. Hay aficionados que los mantienen en acuarios sin ninguna decoración mas que únicamente unas macetas o rocas, lo que también les funciona muy bien. Yo tengo todos los míos en acuarios llenos de rocas con plantas, conchas o cualquier cosa que hay disponible cuando estoy montando la pecera. Esto es sólo una prueba de lo adaptables que son realmente estos pequeños cíclidos.

Los Tropheus pueden llegar a ser unos peces frustrantes, pero en conjunto son muy agradecidos. Sólo debes encontrar tu lugar en su mantenimiento y ver qué es lo que te funciona bien a ti. La mayoría de lo que he aprendido sobre mis peces no ha sido leyendo, sino observándolos y ajustando las condiciones para adaptarlas a su modo de vida y necesidades. Puedes ahorrarte un montón de preocupaciones tomándote un poco de tiempo para vigilarlos cada día y no tomando nada por supuesto. Si un pez parece estresado, no pienses que es así como los Tropheus se comportan normalmente y mira a ver qué puedes hacer para que mejore la situación para ti y para tus peces.

Tropheus
Jovén Tropheus comiendo lechuga Jovén de Tropheus duboisi Tropheus sp. negro 'Kaiser II'
Jovén de Tropheus moorii kalambo Tropheus moorii 'Rojo Chimba' Jovén de Tropheus

Un mosaico de fotos de Tropheus. Fotos por Jessica Miller.

Cita

Miller, Teale. (junio 25, 1997). "Tropheus: La Experiencia de una Aficionada". Cichlid Room Companion. Consultado en marzo 23, 2019, desde: https://www.cichlidae.com/article.php?id=54&lang=es.